Willkommen auf den Seiten des Auswärtigen Amts

Relaciones bilaterales entre Alemania y Bolivia

Foto der Regierungsmaschine mit ausgerolltem roten Teppich

ARCHIV - Flughafenmitarbeiter rollen am 25.06.2015 den roten Teppich vor einer deutschen Regierungsmaschine für die britische Königin sowie für Bundespräsident Gauck und seine Lebensgefährtin in Berlin am Flughafen Tegel vor deren Abflug nach Frankfurt am Main aus. Foto: Michael Kappeler/dpa (Zu dpa-Hintergrund "Der Regierungsflughafen") | Verwendung weltweit, © dpa

05.12.2017 - Artículo

Alemania y Bolivia cultivan, desde hace mucho tiempo, una buena relación. En el siglo XIX y comienzos del siglo XX ésta se caracterizaba sobre todo por las casas comerciales alemanas.

Hasta la Primera Guerra Mundial casi el 20 por ciento de las importaciones bolivianas provenían de Alemania. Debido a la interrupción durante este período, las casas comerciales tuvieron que importar de otros países. Hasta la Segunda Guerra Mundial, el 70 por ciento de las importaciones de Bolivia se hizo a través de ellas. En el tiempo de postguerra se pudo continuar con esa tradición. Bolivia es todavía un mercado interesante para los productos alemanes. Sin embargo, actualmente las relaciones entre ambos países se caracterizan sobre todo por la cooperación económica. Desde 1963 se invirtió en Bolivia más de un billón de euros. Actualmente el Programa de la Cooperación asciende a casi 30 millones de euros por año.

Alemania goza de una gran simpatía en Bolivia que estriba en la buena reputación de los inmigrantes alemanes, la calidad de la cooperación económica, el trabajo educativo de los Colegios Alemanes en La Paz, Santa Cruz y otras ciudades; asímismo el trabajo cultural del Goethe-Institut y de los Institutos Culturales así como de las Fundaciones políticas (Friedrich Ebert, Konrad Adenauer, Hanns Seidel, Rosa Luxemburg). También debe mencionarse la cooperación eclesiástica (entre otras, la Hermandad entre las Diócesis de Hildesheim y Tréveris con la Iglesia Católica de Bolivia).

De igual forma, en Alemania existe mucho interés para Bolivia. Muchos alemanes han conocido y valorado este país a través de un trabajo en organizaciones no gubernamentales, en instituciones de la iglesia o de viajes, y acompañan con gran interés su desarrollo.